BERKELEY: presenta notificación de disputa de inversión.

BERKELEY: presenta notificación de disputa de inversión.

Berkeley Energia Limited (“Berkeley” o la “Compañía”) informa que a través de las subsidiarias de propiedad total de la Compañía, Berkeley Minera España, SLU (“BME”) y Berkeley Exploration Limited (“BEL”), ha presentado una notificación por escrito de un disputa de inversión al Presidente del Gobierno de España y al Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (“MITECO”). La notificación de Berkeley informa al Reino de España de la naturaleza de la disputa y de los incumplimientos del Tratado sobre la Carta de la Energía (“TCE”), y propone buscar negociaciones rápidas para una solución amistosa de conformidad con el artículo 26.1 del TCE.

En noviembre de 2021, la Compañía recibió notificación formal del MITECO de que había rechazado la Autorización de Construcción de la planta de concentrado de uranio como instalación radiactiva (“NSC II”) en el proyecto Salamanca de la Compañía. Esta decisión siguió al informe desfavorable para la concesión del NSC II emitido por la Junta del Consejo de Seguridad Nuclear (“NSC”) en julio de 2021.

Berkeley refuta enérgicamente la evaluación de la NSC y, en opinión de la Compañía, la NSC ha adoptado una decisión arbitraria con las cuestiones técnicas utilizadas como justificación para emitir el informe desfavorable que carece de sustento tanto técnico como legal.

Berkeley presentó documentación, incluido un “Informe de mejora” para complementar la solicitud NSC II inicial de la empresa, junto con los argumentos correspondientes que abordan todos los problemas planteados por el NSC, y una solicitud de reevaluación por parte del NSC, a MITECO en julio de 2021.

Se presentó documentación adicional al MITECO en agosto de 2021, en la que la Compañía, con argumentos fuertemente sustentados, desmanteló todas las cuestiones técnicas utilizadas por la NSC como justificación para emitir el informe desfavorable. La Compañía volvió a afirmar que el proyecto cumple con todos los requisitos para que se le otorgue el NSC II y solicitó que el NSC reevaluara su solicitud NSC II.

Asimismo, la Sociedad solicitó al MITECO el acceso a los expedientes asociados a la Autorización de Construcción y Autorización de Desmantelamiento y Clausura de las instalaciones radiactivas de La Haba (Badajoz) y Saelices El Chico (Salamanca), de las que es titular ENUSA Industrias Avandas SA , con el fin de verificar y contrastar las condiciones aprobadas por los órganos administrativos y reguladores competentes para otros proyectos de uranio similares en España.

Sobre la base de una comparación detallada de los diferentes expedientes de licencia realizados por la Compañía tras la recepción de estos expedientes, está claro que Berkeley, en su presentación NSC II, se ha visto obligada a proporcionar información que no corresponde a: (i) el marco regulatorio , (ii) el alcance de la etapa procesal actual (es decir, en la etapa NSC II), y/o (iii) los criterios aplicados en otros procesos de licenciamiento de instalaciones radiactivas similares). En consecuencia, la Compañía considera que el NSC ha actuado de manera discriminatoria y arbitraria al evaluar la solicitud del NSC II para el proyecto Salamanca.

En opinión de Berkeley, MITECO ha rechazado la Solicitud del NSC II de la Compañía sin seguir el procedimiento legalmente establecido, ya que el Informe de Mejora no ha sido tenido en cuenta y enviado al NSC para su evaluación, tal como lo solicitó en múltiples ocasiones la Compañía.

En este sentido, la Sociedad considera que MITECO ha infringido la normativa sobre procedimientos administrativos en España pero también la protección otorgada a Berkeley por el TCE, lo que implicaría que la decisión de rechazo de la Solicitud NSC II de la Sociedad no es legal.

La Compañía ha presentado previamente un recurso administrativo contra la decisión del MITECO bajo la ley española en diciembre de 2021 que aún no ha sido resuelto a la fecha.

Si bien el enfoque de Berkeley es resolver la situación actual de permisos y, en última instancia, hacer avanzar el proyecto de Salamanca hacia la producción, la Compañía continuará defendiendo firmemente su posición y tomando todas las medidas necesarias para preservar sus derechos.

Más recientemente, también ha habido numerosos informes de los medios de comunicación que afirman que España ha iniciado el procedimiento para retirarse del TCE.

La notificación de una disputa de inversión presentada al Gobierno español es necesaria para preservar los derechos de la Compañía de iniciar un arbitraje internacional en caso de que la disputa no se resuelva satisfactoriamente. La Compañía, sin embargo, ha informado al Gobierno español que está dispuesta a colaborar y mantiene la esperanza de que la disputa pueda resolverse de manera amistosa a través de negociaciones rápidas.

El aviso de disputa es un paso inicial para solicitar negociaciones amistosas para anular el rechazo de NSC II y actualmente no comenta sobre el tamaño de los daños potenciales en caso de que la disputa no se resuelva de manera amistosa. Berkeley continuará actualizando el mercado en relación con este asunto según sea necesario.

Fuente: OIR